Santa Rosa: Un repaso por su historia permite conocer su pasado y su presente

Departamentales 26 de noviembre de 2017
El departamento fue creado el 18 de abril de 1884. Su patrona es Santa Rosa de Lima y está conformado por 5 distritos. Posee una de las reservas ecológicas más importantes del mundo, está ubicada en Ñacuñan

Santa Rosa está ubicado en el Este provincial y su superficie es de 8.510km2. El desierto ocupa el 97 por ciento del territorio.

Fue fundado por el gobernador Alejo Mallea, tras una donación de tierras de don Angelino Arenas. La Patrona es Santa Rosa de Lima, que dio nombre al departamento por la devoción que el pueblo profesaba a la Patrona de América.

La actividad principal del departamento es la elaboración vínica. También se destacan el faenamiento de ganado, el secado de frutas, la elaboración de conservas y la fabricación de fibras y plásticos.

Entre los lugares de interés turístico de Santa Rosa se destaca, Ñacuñán, donde se ubica la Reserva Ecológica situada a 87 kilómetros de Las Catitas.

El departamento está conformado por seis distritos, Las Catitas, La Dormida, Villa Cabecera, 12 de Octubre, El Marcado y Ñacuñan. En total el departamento posee unas 17 mil hectáreas de cultivo, en los que se destacan los viñedos, las plantaciones frutales y en menor escala las hortalizas. De los frutales, las especies más abundantes son el durazno y el ciruelo. Su clima es semiárido, con tendencia a cálido en la mayor parte del territorio, y con tendencia a fresco en el extremo sur.

Un lugar de características únicas

El Departamento está comprendido en la denominada Gran Llanura de la Travesía, posee una amplia cuenca de sedimentación terciaria y cuaternaria de sedimentos fluviales. 
La llanura se presenta en una superficie plana, con leve inclinación hacia el este, y también hay numerosos médanos, en especial en la franja oriental del departamento.
La flora está representada en su mayoría por algarrobo dulce, zampa, jarilla, entre otros.

Para los turistas con espíritu ecológico, tienen que rumbear para el sur santarrosino donde encontraran un paraje de descanso para el viajero, que va en busca de la tranquilidad. Es aquí donde se conjugan naturaleza y hombre para conformar el paraíso natural.

Allí se ubica la Reserva de Ñacuñan, destinada a los amantes del eco-turismo y eco-sistema del desierto, esta reserva es la primera de importancia a nivel mundial; con características de Bosques de algarrobo y jarillares de la llanura. Desde 1986 pertenece a la Red Mundial de Reservas de Biosfera, del Programa el Hombre y la Biosfera de UNESCO. En la Provincia de Mendoza, fue la primera reserva, creada como Reserva Forestal, para la protección del bosque de algarrobos, talado indiscriminadamente hasta 1937, como también la conservación del suelo y las especies autóctonas vegetales como algarrobos, chañares, jarillares y zampa; y las especies animales como vizcachas, liebres y chanchos jabalíes.

 

Te puede interesar